Blogia
sergiobrau

En Dinamarca ganó el abuelo

Donde Andersen dibujó la fantasía con la que muchos nos criamos, donde nació y se creó uno de los mejores jugadores que yo he visto hasta ahora, Laudrup, ahí ganó Luis Aragonés. Quise escribir antes del partido, porque no me gustó ni la semana ni lo que pasó tras Letonia. Lo cierto es que en la primera parte, España jugó bien, si tenemos en cuenta actuaciones anteriores, debería decir que fue de ensueño, y la segunda parte sobró. Porque aunque no tuvimos el balón y Casillas estuvo sublime, la faena ya estaba echa. Entre Aragonés y muchos medios de comunicación, ensuciaron y mancharon una semana previa que debería haber sido tranquila. Me saca de mis casillas el tema Raúl: hace un año que no va, pero algunos siguen y siguen dándole a la sin hueso, chinchando, pinchando, y alborotando y dividiendo a un país que ya de por sí está dividido. Al final, el terco abuelo se sale con la suya. Cierto es que jugando con futbolistas que juegan al fútbol, es mucho más fácil ganar, pero otras veces los hemos visto y nada de nada. La realidad es que España jugó bien, y cuando sufrió apareció el portero, y cuando amenazaba la congoja, Riera le puso la guinda a una tarta dullce. Aragonés es terco y se equivoca. Como periodista me siento dolido, incluso asqueado por el comportamiento de alguien que se supone que representa a un país. De todas formas, si el ejecutor es terco, quienes le pagan y dirigen son peores. Aun así, Aragonés debería sacar la hemeroteca, y decirle a todos aquellos que lo pusieron a caldo con el traspies anterior, que finalmente le ganamos a Dinamarca. Aquella cantinela decía: oiga, si perdemos con Dinamarca… Por aquel entonces Aragonés, que todavía hablaba dijo: ¿y si ganamos? Era la misma proporción, y España ganó, con solvencia, con tranquilidad, y hasta diría que con holgura. Hace tiempo que pensaba lo mismo que Rafa Nadal dijo el jueves en El Larguero de la SER: ¿las críticas siempre son para el entrenador, pero muchas veces los jugadores se van de rositas.” En Dinamarca, nadie se equivocó, ni Aragonés ni los jugadores, tenemos un pie y medio en la Eurocopa, y tenemos entretenimiento y desengaño para el mes de junio del año que viene. Otros lo verán por la tele: Francia casi seguro, Serbia, (porque no juegan vascos, que si no…), y Gales, que lamentablemente cayó en… ¡Chipre! Lástima que su entrenador de tanta enjundia y solera siga comiendo del dinero de algún periódico, y otros en paro…
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres