Blogia
sergiobrau

¡Fuera fuera fuera!

Ayer, el vicepresidente del Huesca Víctor Viñuales escribió una nueva página en el esperpento y la desidia de su comportamiento.
Tras la negativa del segundo entrenador Mikel Inchausti, a realizar un recado de logística (serigrafiar camisetas), Víctor Viñuales se abalanzó sobre él y lo agredió.
Es la enésima vez. Yo recuerdo muchas, aquí sólo ba una muestra de sus estupideces.
1.- Vestir pantalones cortos realizando las labores de Delegado de campo.
2.- Arrojar el cartelón del cuarto árbitro al suelo en Noja.
3.- Realizar cortes de mangas a la grada en Santa Isabel.
4.- El fichaje de Migue´lín.
Y otras muchas. El Hijo de papá, un tipo que no sabe mantener las formas, es el que ostenta el cargo de vicepresidente.
Alardea de conocer a futbolistas (muchos), y todos son de oído, (de ahí los fichajes de los últimos años.
A éste tipejo, lo mantienen en la junta directiva por ser el hijo del presidente. Mas aún: diría que su padre está allí por él. Y los demás (álos socios y simpatizantes), lo tienen que soportar y aguantar sus bochornosos comportamientos.
Así, con este tarugo, vamos por el mundo del fútbol. Éste representa al Huesca, y claro: así nos va.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres